• ampans@ampans.cat
  • 938 272 300

Más de 50 años comprometidos con las personas con disCapacidad intelectual

01.02.2019

Más de 200 personas de AMPANS se concentran en la primera de las movilizaciones convocadas en toda Cataluña por la preocupante situación que vive el sector de la discapacidad intelectual

MOBILITZACIÓ CET 1

Las entidades han salido a la calle para defender la sostenibilidad de los Centres Especials de Treball (CET) y proteger a los más de 9.000 puestos de trabajo que genera para personas con dificultades especiales

Más de 200 personas de AMPANS, entre profesionales, usuarios y familias, se han concentrado ante las instalaciones de la entidad en Comabella (Santpedor) para reclamar el compromiso de las administraciones ante la grave situación que sufre el sector de la discapacidad.

El sector arrastra las consecuencias de la crisis y los recortes desde hace más de una década y denuncian que se sienten olvidados e ignorados por las administraciones públicas. Las entidades del sector de la discapacidad intelectual han tenido que afrontar una disminución de las tarifas públicas de los servicios residenciales de entre el 3 y el 25% y la congelación en otros servicios, así como los salarios de los profesionales que no suben desde hace más de 10 años. Además, durante este tiempo, las entidades han tenido que asumir un incremento de costes de más del 10% en los gastos generales de estos servicios. Esta precariedad en la financiación afecta a la creación de nuevas plazas. A fecha de hoy, AMPANS tiene una lista que supera el centenar de personas que están a la espera de acceder a una plaza de servicios residenciales, algunas en situación de emergencia social.

A todo este panorama, desde este mes de enero se suma el incremento del Salario Mínimo (SMI), que es una medida que las entidades del sector ven muy positiva para el avance social que significa, pero inasumible por la mayoría de Centres Especials de Treball si no existe la dotación presupuestaria necesaria desde las administraciones públicas.

Durante los últimos días se han anunciado medidas y financiación adicional por los Centros Especiales de Trabajo (CETS) por parte de las administraciones públicas. Desgraciadamente, estas medidas no resuelven la grave situación de los CETS catalanes.

Faltan 69.100.000 millones de euros de financiación por parte del Estado Español para cubrir las obligaciones que marca la normativa estatal para financiar los puestos de trabajo y hacer frente a la subida del SMI. Según AEES Dincat (Associació Empresarial d'Economia Social Dincat), el hecho de que el estado no esté llegando a esta partida hace que los recursos que aporta la Generalitat, que se ha comprometido a incrementar en un 7,5 por ciento adicional, deban cubrir las obligaciones legales desatendidas por el estado y que no se puedan destinar a desarrollar el modelo catalán de inserción.

Ante esta situación, muchas entidades ya han anunciado su imposibilidad de poder aprobar los presupuestos y hacer frente al pago de estos incrementos en las nóminas de los trabajadores y corren el peligro de tener que cerrar, dejando sin trabajo una gran parte de estas personas que volverán a quedar excluidas del mundo laboral, derivadas -en el mejor de los casos- a los servicios asistenciales, o al desamparo. Una situación que también implicará mayores costes sociales, públicos y para las propias familias, y la menor aportación de este colectivo en la sociedad.

Las movilizaciones y concentraciones de hoy se han hecho simultáneamente a varios municipios y capitales de comarca, y han sido las primeras que tendrán lugar en las próximas semanas en toda Cataluña por parte de las entidades del sector para pedir soluciones a las administraciones.

0 Comentarios

No hay comentarios por el momento. Se el primero en enviar un comentario.

Deja tu comentario

Aquest lloc web utilitza cookies, tan pròpies com de tercers, per recopilar informació estadística sobre la navegació. Si continua navegant, considerem que accepta el seu ús. Per a més informació consulti la nostra Política de cookies.